¿QUÉ ES EL EDEMA?

La retención de líquidos es la consecuencia de la acumulación de líquido en los tejidos de nuestro cuerpo.

Se produce cuando existe un desequilibrio entre las fuerzas que regulan el paso de los líquidos de una zona a otra. Si el paso de agua es abundante del espacio intravascular al intersticial, se produce la retención de líquidos.

Nuestro organismo, a través de un complejo sistema de hormonas, está constantemente ajustando los niveles de líquidos para que se mantengan de forma constante. Por eso si se bebe más agua de la cuenta, no sucede nada, ya que es eliminada por los riñones en forma de orina o a través de las glándulas sudoríparas.

El problema se origina cuando, por algún motivo, el cuerpo es incapaz de eliminar todo el líquido necesario para mantener este equilibrio, por lo que se produce la llamada retención de líquidos.

edema

¿A QUÉ SE DEBE EL EDEMA?

Dentro de esta anomalía/síntoma se pueden encontrar dos tipos, según sus causas;

  • Factores orgánicos: Inflamatorios, trastornos circulatorios. Enfermedades propias de ciertos órganos.
  • Factores cotidianos: El sedentarismo, el estrés, la ingesta de medicamentos, factores climáticos.

REMEDIOS CONTRA LA RETENCION DE LIQUIDOS

  • Haz ejercicio. Cualquier ejercicio en el que haya que mover las piernas, facilita el trabajo a los riñones. Si trabajas sentada levántate al menos una vez a la hora y anda por la habitación. Si no puedes, mueve los dedos de los pies hacia arriba y hacia abajo, para que los músculos de las piernas ejerzan una acción de bombeo.
  • Nada de ropa ajustadas. Esto también incluye los calcetines, solo perjudicarán tu hinchazón. Intenta ir lo más cómoda y posible.
  • Bebe agua. Cuanto más bebas más pierdes, lo óptimo sería beber entre uno y dos litros de agua al día.
  • Consume alimentos ricos en potasio: Las frutas y las verduras son ricas en potasio. Se aconseja una ingestión diaria de unos 400 gr. de estos alimentos como mínimo, lo que equivaldría a unas 5 raciones diarias.
  • Consume alimentos bajos en sodio: Entre los alimentos bajos en sodio tenemos muchas frutas y verduras, aunque algunas frutas como la manzanas, las peras o las cerezas son especialmente recomendadas. Algunos cereales como el arroz o la avena, o patata. La soja u otras legumbres. También podemos recurrir a la leche o a sus derivados.

EDEMA EN CONJUNTO CON OTRAS ENFERMEDADES

Enfermedades cardiovasculares. Se puede presentar edema en pacientes con algún grado de insuficiencia cardiaca congestiva, esto derivado de una falla cardiaca, disminución de la capacidad de eliminación de líquidos.

Enfermedades renales. En pacientes con insuficiencia renal, por cualquier etiología. (Diabetes, litiasis o cálculos renales, hipertensión arterial etc.)

Si usted padece alguna enfermedad como diabetes, hipertensión arterial, enfermedades pulmonares, enfermedades hepáticas como cirrosis, entre otras patologías, es indispensable acudir a atención médica, ya que el edema puede ser un dato predictor de alarma o bien, que el tratamiento de base requiere ajuste de dosis.

EDEMA TRATADO CON MEDICINA BIORREGULADORA.

Young woman doctor anesthesiologist dressed in green gown, puts the dropper in hospital room

En Médica control, nuestra primer conducta a seguir es descartar alguna enfermedad concomitante (como las anteriormente mencionadas) en muchos casos requerimos de algún estudio de laboratorio para verificar. Si tenemos algún hallazgo, se proporciona el tratamiento adecuado para la enfermedad que está provocando el edema.

En pacientes sin ninguna causa patológica aparente, utilizamos medicamentos que además de facilitar la circulación venosa y arterial, mejore el DRENAJE LINFÁTICO. Algo que muchas veces se pasa por alto y siendo este un pilar importante para nuestra salud, ya que es una vía de desalojo de toxinas importantísima en nuestro cuerpo.

Se utilizan medicamentos biológicos (no diuréticos) que estimulan a tener un mejor equilibrio de electrolitos (sodio, potasio, cloro, magnesio), una mejor circulación, un equilibrio hormonal (sin utilizar hormonas sintéticas) e impulsar a nuestro propio organismo a regularse por si mismo.

colaboración de fuente: mejorconsalud.com

Citas al (222) 2112945